Agricultores y tractores a la plaza de España de Moral de Calatrava

Moral de Calatrava saca los tractores a la calle. La plaza de España y varias calles aledañas se han colapsado de tractores, los agricultores piden precios justos y dignos de la uva en la campaña de la vendimia que acaba de comenzar.

Engracia Segovia, presidente de Asaja en Moral de Calatrava ha manifestado su preocupación por los precios ruinosos que las bodegas ofrecen, se le cae “el alma al suelo”, ha dicho. Esto supone un varapalo importante para la economía de Moral, donde prácticamente todo el mundo depende de la agricultura, principalmente de la uva y la aceituna.


Publicidad:

 


A la protesta se han unido más de 70 agricultores con sus tractores e infinidad de moraleños han mostrado su apoyo. Entre ellos el concejal de Agricultura, José Antonio Segovia del Fresno, quien ha leído un manifiesto, pidiendo al Consejero de Agricultura de Castilla-La Mancha la creación de una mesa de dialogo a fin de buscar un acercamiento,  para que el precio sea justo con los gastos de producción que actualmente tiene el sector. El manifiesto se ha enviado esta misma mañana a la Consejería de Agricultura con la esperanza de recibir una respuesta lo antes posible. Una mesa que estaría compuesta por tres agricultores y el alcalde de la localidad, Manuel Torres, y que se celebraría de forma telemática.

“Nosotros queremos seguir en nuestros pueblos, como siempre hemos hecho, para crear riqueza y empleo pero estamos indignados. No nos podemos empobrecer más y estos precios nos llevan a la ruina”, ha señalado el concejal del área. Y es que, el campo pide subsistir. “Nos bajan el precio de la uva entre un 25 y un 30 por ciento y la cosecha no es mayor que el año pasado, por lo que ante esta situación no podíamos estar parados y teníamos que hacer que se nos oyera”, argumenta Francisco Molina, quien asegura que no ser escuchados por las bodegas el sector productor no descarta paralizar la vendimia. “Nos sale más barato no vendimiar”, añade Alfonso López, otro agricultor asistente a la protesta, y quien, en declaraciones a La Tribuna, señala que “de no cambiar la situación habrá que buscarse otro oficio porque el campo ya no aguanta más. Nos endeudamos con los bancos y no hay rentabilidad alguna, y cuando cualquier trabajo no es rentable se deja”, añade.


Publicidad:

 


El alcalde de la localidad, Manuel Torres, presente en la manifestación ha tenido unas palabras hacia el sector y ha pedido al consejero de Agricultura que medie para llevar a cabo medidas que “defiendan unos precios justos para el agricultor porque “sin agua y sin unos precios justos el campo se muere”.